¡Hay esperanza. Mucha Esperanza! Pregonada la Semana Santa 2020

A última hora de este jueves fue emitido el pregón de la Semana Santa 2020 desde la Catedral. El mismo corrió a cargo del sacerdote Jesús M. Gil Agüín.

Los medios digitales de la diócesis, así como Mírame TV hicieron posible que el mismo pudiera ser pronunciado en un templo sin fieles. “Éste no ha sido un pregón al uso. Su formato y las circunstancias que vivimos, lo hacen distinto. Todo el pregón está marcado por estas circunstancias de tragedia que vive nuestro mundo”- subrayó el sacerdote.

El periodista Zenaido Hernández presentó brevemente al pregonero de este año y enmarcó el acto en la actual pandemia. Esta realidad estuvo muy presente en toda la disertación, pero tampoco pasó desapercibido el hecho de que “se trata de un anuncio, en el marco de este aniversario jubilar por los 200 años de la diócesis, que Cristo vive, que se ha solidarizado con nosotros en la muerte, pero que venciéndola nos ha dado la vida”.

Gil Aguín dedicó la primera parte de su intervención a realizar una lectura de la emergencia sanitaria a la luz de la Pascua ya que “nos debatimos entre el asombro y la preocupación por lo que estamos viviendo estos días en todo el planeta, un virus letal que nos amenaza y nos hace sentirnos, más que nunca, frágiles y vulnerables, precisamente en un tiempo en el que nos disponemos a celebrar la fragilidad de un Dios que ha dado la vida por la humanidad”- enfatizó.

Este hecho hará que esta Semana Santa sea distinta, “la viviremos de otra manera, quizás más interior, más contemplativa, más íntima. Este año no saldremos a nuestras calles a procesionar nuestros pasos, pero celebraremos igualmente el triduo pascual, eso queda inalterable, la buena noticia, el mensaje de esperanza y de vida”.

Posteriormente, el pregonero se detuvo en los días del Triduo pascual; “son como tres escenas, tres momentos vitales, donde Jesús realiza su compromiso de entrega por la humanidad”.

La primera escena se desarrolla el Jueves Santo: “El mensaje central de la Pascua se puede resumir en tres palabras: Amor, servicio, entrega”- sostuvo.

La segunda escena se desarrolla en el calvario, el Viernes Santo. “Pensar en una cruz y en un crucificado es venirnos a la mente y al corazón nuestro Cristo lagunero, esa hermosa talla flamenca del Cristo de La Laguna, muerto pero sereno, en silencio, pero locuaz en el alma. Todos los males del mundo se concentran en ese cuerpo que contemplamos y con él toda la humanidad sufriente”.

Y la última escena es la Pascua. “La celebración de la vida en medio de la muerte, porque ésta ya no tiene la última palabra”.

Para ir finalizando, Agüín volvió a la actualidad: “He querido proclamar nuestra confianza y esperanza en Cristo vencedor de la muerte. Esto es lo que he querido anunciar esta noche a mi ciudad y al mundo entero, una vez más, la Pascua se actualiza, y aunque en nuestras calles este año no podrá ser, en nuestras vidas, como siempre, será una realidad. Procesionaremos por dentro, donde se cuece lo auténtico”.

“¡¡Hay esperanza. Mucha Esperanza!! Que la experiencia de la Pascua de este año, de forma especial, nos fortalezca en la debilidad”- concluyó.

2020-03-27T09:38:05+00:00