El perfil de la persona que realiza el Primer Anuncio centró la reflexión del Encuentro Diocesano del laicado

El Seminario acogió el sábado 20 de enero el Encuentro Diocesano: Pueblo de Dios unido en la misión. Agentes de pastoral venidos de las distintas islas que conforman la iglesia Nivariense y de plurales ámbitos y sectores participaron en esta cita que estuvo centrada en el Primer Anuncio.

A fin de poner de relieve que la metodología del Primer Anuncio arranca con la presencia y la solidaridad, el grupo de Teatro de la Fundación Buen Samaritano desarrolló la Obertura de la jornada. La representación intentaba sensibilizar sobre la dura realidad por la que han pasado y pasan las personas migrantes. En el escenario del salón de actos se encontraba la llamada «Cruz de la Ruta Atlántica» realizada por la delegación de migraciones a partir de maderas de algunos cayucos llegados tanto a El Hierro como al sur de Tenerife.

El Obispo, por su parte, dirigió la oración partiendo de una reflexión sobre el Primer Anuncio y la cuestión de Dios. El mar

co general del encuentro pretendía focalizar la reflexión de los participantes en la persona que realiza, precisamente, el Primer Anuncio. Tersi Castro, trabajadora so

cial de Cáritas, y Juan Antonio Guedes, Secretario de Pastoral, propusieron con apoyo audiovisual, un decálogo sobre esta cuestión.

Lo reflexionado se profundizó y concretó más en los cuatro talleres propuestos: : Asociaciones de Fieles Laicos, Pastoral de la Salud y Duelo, Pastoral Socio-Caritativa y Catequesis. Distintos departamentos de pastoral animaron de modo creativo el trabajo de los participantes.

El almuerzo compartido en el exterior del edificio del seminario dio paso a otro otro sketch. En esta ocasión implementado por miembros de Acción Católica.

La eucaristía final la presidió el obispo, Bernardo Álvarez, quien agradeció a los participantes su presencia y respuesta positiva a la llamada a cooperar en la vocación misionera de esta iglesia particular. En la homilía recordó la importancia que la Palabra de Dios ha de tener para cualquier cristiano y puso en valor la común vocación bautismal a partir de la cual formamos partes de la familia de Dios y participamos de la vocación evangelizadora común de la Iglesia.

Antes de finalizar la celebración, el Obispo bendijo la «Cruz de la Ruta Atlántica» para concluir con el envío y la bendición de los presentes.

Cabe señalar que esta iniciativa se enmarca en la preparación del venidero Encuentro Nacional de Laicos sobre el Primer Anuncio a celebrar en Madrid entre el 16 y el 18 de febrero de 2024. En el mismo participarán diez personas en representación de la Diócesis Nivariense.

 

 

 

2024-01-21T08:51:55+00:00